Mitos y ficciones del cine

No se puede hablar de Rebelde sin causa sin decir que es una de esas películas llamadas malditas o gafadas, o sea aquellas en las que algunos de los que han participado en el rodaje le han ocurrido hechos trágicos o han muerto de manera violenta y misteriosa.   james dean Una de estas películas gafadas más famosa es Vidas rebeldes (1961). Nada mas terminar el rodaje, Clark Gable murió de un infarto sin conocer a su futuro hijo, fue también la última película de Marilyn, antes de suicidarse en circunstancias poco claras, y bueno que decir de Mongomery Clift, la noche que murió estaba en su casa ,cuando un amigo que le cuidaba le propuso ver, precisamente esta película, pero el actor se negó y quiso irse a la cama para no levantarse más. Se lo encontraron muerto a causa de un infarto, probablemente producido por las drogas y el alcohol que había consumido en cantidades crecientes desde que tuvo un accidente de coche. Pero curiosamente ,pese a que la desgracia tocó a los principales intérpretes de esta película, su director John Huston murió plácidamente a los ochenta y pico años.También esta gafada Poltergeist poltergeist(1982). Todo el mundo empezó a mosquearse cuando la actriz que interpretaba a la hija mayor, Dominnique Dunne, fue asesinada poco después de terminar el rodaje, su novio se ve que no asimiló bien que rompieran, e intentó estrangularla, la pobre actriz pasó una semana en cuidados intensivos antes de morir. Después la palmaron algunos miembros del equipo, pero lo que hizo que definitivamente se le pusiera a esta película el cartel de maldita ,es la muerte con 12 años de su protagonista, la pequeña Heather O´Rourke. Una chiquilla rara donde las haya, ya en el casting de la película demostró una personalidad fuera de lo común. Steven Spielberg, que era el productor, se empeñó personalmente en que se le hiciera una prueba a la niña después de verla comiendo junto a su madre y su hermana en la cafetería de los estudios de la Metro Goldwyn Mayer, pero estuvo a punto de no conseguir el papel porque en ningún momento sentía miedo e incluso se echaba a reír ante cosas que a cualquier niño le hubieran provocado terror. Spielberg estuvo a punto de rechazarla y poner en su lugar a Drew Barrymore, con la que ya había trabajado en ET, pero al final se decidió por Heather, que continuó sin experimentar el más mínimo miedo durante el rodaje. Cuando estaba rodando Poltergeist III empezó a mostrar unos síntomas parecidos a la gripe y fue enviada al hospital donde murió. Al principio se dijo que fue debido a una misteriosa enfermedad, lo que avivó el morbo, pero por lo que se ve fue un error medico, ya que no supieron diagnosticar a tiempo una obstrucción intestinal.
Pero la película que se lleva el colmo del gafe en Hollywood es el Conquistador de Mongolia conquistador de mongolia película dirigida en 1956 por Dick Powell. Un elevado número de personas que participaron en ella, murieron de cáncer: El actor John Wayne, la actriz Susan Hayward, el actor Pedro Almendrariz (que se pegó un tiro antes de padecer los sufrimientos de la enfermedad), el propio Dick Powell, y así podíamos seguir. Se calcula que aproximadamente la mitad de las 220 personas que participaron en el rodaje acabaron desarrollando algún tipo de cáncer. Los rumores hollywoodenses dicen que la maldición de esta película es debida a que fue rodada en el desierto norteamericano de Utha, donde se habían realizado pruebas nucleares. Yo por si acaso no me acercaría por allí si estuviera de viaje por los Estados Unidos.

Después de este agradable recorrido llegamos a nuestra película gafada favorita. Los tres protagonistas de Rebelde sin causa murieron jóvenes y de forma trágica. Tras el accidente de coche que le costó la vida a James Dean, el siguiente fue Sal Mineo. Y me pregunto yo, por qué este actor no se convirtió en un mito, igual que James Dean, cuando cumplía las mismas condiciones para entrar en el club de lo venerados: murió relativamente joven, con 37 años, en pleno éxito, y también había destacado como he dicho antes en papeles de rebelde y delincuente inadaptado y por último para completar el dicho dejó un bello cadáver. Pero no tuvo el tío suerte ni para eso. La noche en que fue asesinado volvía a su casa para tomarse un descanso del montaje teatral en el que estaba trabajando (desde el teatro estaba relanzando su carrera), cuando en un callejón del West Hollywood fue abordado por un delincuente, o eso se cree, que le pegó una puñalada en el pecho y lo dejó en el sitio, pese a que lo atendieron rápidamente nada se pudo hacer por él . La policía manejó varias hipótesis ,ya que el asesino no robó ni siquiera la cartera del actor (pudo asustarse y no darle tiempo a cogerla), así que se habló incluso de que el asesino fuera su camello o incluso que hubiera por medio un asunto pasional. Dos años más tarde de que ocurrieran lo hechos, un preso llamado Lionel Ray William, con ya de por si bastantes delitos a sus espaldas, le dijo a un compañero de celda en una prisión de Michigan, que él había sido el que mató a Mineo. William fue detenido, por la policía tras el asesinato, pero la declaración de un testigo que dijo que había visto a un tipo blanco y rubio salir del callejón corriendo, hicieron que William fuese soltado, ya que era negro. De todas formas no se puede acusar a nadie por una bravuconada, así que ahí se quedó la cosa. El asesinato de Mineo está sin resolver y no creo que se aclare nunca.
Pero si este asunto es lioso, todavía lo es más el fallecimiento de Natalie Wood nataly wood la chica de la película. El día antes de su muerte, que ocurrió el 29 de noviembre de 1981, Natalie salió a navegar en un yate, cuya propiedad compartían ella y su marido, el actor Robert Wagner ,con el que era la segunda vez que se casaba. Pero más que un barco ese día, aquello era un cóctel molotov, que podía estallar por cualquier lado. Junto a Wood, iba Wagner, la pareja hacía aguas por todos lados, los rumores decían que él estaba con la que entonces era su compañera en la serie Hart y Hart, la bellísima Stefanie Powers, Natalie por otra parte estaba liada con Christopher Walken (que interviene en El Cazador de Cimino) su compañero de reparto en la que sería su última película el Proyecto Brainstorm (1981) y al que la Wood, no se le ocurre otra cosa ese día que llevárselo a navegar. También les acompañaba un tal Dennis Davern, que no estaba liado con nadie, pero alguien tenía que llevar el barco.

Antes de zarpar ya estaban todos como piojos y Natalie estaba todo el rato ligando con Walken para joder a su marido. Al llegar al barco continuaron bebiendo hasta que se hizo de noche. Se puede imaginar la tensión que habría en una situación en la que se mezclaban bebida, celos y reproches. Así que Natalie se quiso largar, puso la excusa de que  iba a cambiarse de vestido y salió. Esto es lo único que se sabe a ciencia cierta, lo demás es una nebulosa. Al día siguiente, el cuerpo de la actriz fue encontrado por la mañana flotando en la costa. La hipótesis que siempre se ha aceptado, es que, efectivamente, Wood tenía el propósito de escaquearse de aquella reunión y montarse en un bote para llegar a la costa y dormir en el hotel donde se alojaba, por lo que sea, o quizás por la tajada que llevaba, resbaló y cayó al agua, donde se ahogó. Pero hay un dato bastante curioso, Natalie Wood le tenía pavor al agua, en alguna ocasión declaró “Nado un poco, pero me da mucho miedo el agua, sobre todo si está oscura”. Cuando rodaba La Estrella en 1952, le entró tal ataque de histeria, cuando tenía que hacer una escena en la que se zambullía, que al final tuvieron que recurrir a una doble. Así que a no ser que estuviera tan borracha que ni siquiera pudiese articular palabra, es raro que no se liara a pedir auxilio a voz en grito, y muy borracha no estaba. El cadáver presentaba heridas en las manos, que indicaban que se había intentado agarrar a algo. De hecho un hombre de negocios de Los Ángeles, cuyo barco estaba cerca del de Natalie, declaró que había escuchado la voz de una mujer pidiendo auxilio y que sonaba como si hubiese bebido. Pero según su declaración, dijo que poco después escuchó una voz masculina que contestaba: “Tranquila. Estamos a punto de cogerte”. Luego se hizo el silencio, y aquel hombre supuso que el problema estaba resuelto (es raro que no se molestara en mirar que pasaba). Esta declaración en revesa más las cosas. Tanto Wagner como Christopher Walken se han negado siempre ha hablar del tema. Pero los hechos plantean, preguntas cada vez más tenebrosas. Si es cierta la hipótesis más acertada, de que se resbaló y murió ahogada, está claro que los otros tripulantes estaban tan ciegos que ni se dieron cuenta cuando gritaba, pero es extraño que nadie se preocupara por la ausencia de la actriz, de hecho ,al poco de salir Natalie Davern dijo que echó a faltar el bote, quizás todos dieron por obvio que se había largado, sin darle más importancia. Pero los quebraderos de cabeza los da la declaración del hombre de negocios. ¿Pudiera ser que intentaron rescatarla y que al no poder o no estar en condiciones de ello, ocultaran la negligencia?. Y ya la última pregunta, que es la peor ¿Pudo alguien de los que estaba allí ahogar a Natalie Wood, en vez de rescatarla?. Es muy fuerte, pero no creo que sea así, se me ha escapado la vena morbosa. Quizás algún día Christopher Walken hable y ponga un poco de claridad en este asunto tan negro como las aguas que aquella noche se tragaron a la actriz.

The woman of the year

Cuando murió Katherine Hepburn murió un periodo, lo dijo uno de los titulares “El Hollywood de la época dorada ha muerto”. Creo que la última película que hizo, cuyo título no quiero acordarme, es aquella en la que salía con Warren Batty y Annette Benning, se le veía viejecita, pero todavía vital. catering hearburg 2  Los últimos años de su vida los pasó encerrada en una mansión familiar todo el día mirando por las ventanas: “No tengas pena por mi”, le decía a su asistenta, “pronto me reuniré con Spencer”. Pronto me reuniré con Spencer…Durante toda su vida Katherine Hepburn fue una persona libre: tuvo los amantes que le dio la gana y de todo tipo, desde John Ford hasta el pirado de Howard Hughes, a todos los supo más o menos manejar y nunca tuvo que dar cuentas de su vida ni someterse a nadie, ella siempre decidió su destino. Solamente creía en el matrimonio si había amistad….y efectivamente se casó una vez, con uno de sus mejores amigos, un tal Luddy, pero la cosa no prosperó. El desengaño la convenció para no volver a casarse jamás. Solo una vez bajo la guardia y se sometió por completo.
Nadie sabía muy bien porque bebía Spencer Tracy. Parecía que a un tipo rudo y de origen irlandés no le pegaba mucho eso de la interpretación y si lo de ponerse hasta los ojos. Tracy tuvo una hija con problemas y se echaba la culpa así mismo, para algunos esa era la razón por la que se daba al alcohol, otras versiones dicen que se exigía mucho como actor y nunca se creía lo suficientemente bueno y esa frustración le hacía beber.spenser trasy La verdad es que todo el mundo se ponía morado en aquella época y el alcoholismo se convirtió en un serio problema dentro de los estudios. Actores como Clark Gable ,James Cagney, Charles Boyer o John Barrimore ,por citar algunos, se ponían tibios. Y es que nunca cuesta mucho encontrar un puñado de razones para beber si se quiere, para Tracy, quizás fuera un conjunto de todo lo que le hizo ser un alcohólico toda su vida. Esa y otras ocupaciones (era muy asiduo a los burdeles, sobre todo cuando por contrato le impidieron beber: a veces a quien le quitas un hábito lo cambia por otro) no le impedía ser un buen profesional hasta cierto punto, podía llegar a perder días de trabajo, pero nunca llegaba borracho al plató y siempre con el papel aprendido y el personaje estudiado a conciencia cosa que hizo de él uno de los mejores actores de cine de toda la historia. Pero fue con los dos el hombre problemático y el gran actor con quien se encontró Katherine Hepburn.
Cuando alguien creativo es un alcohólico, sigue una especie de proceso, un ritual, todos los días, empieza bebiendo por la mañana, comen ,siguen bebiendo, y se las apañan durante todo el día para que no se les note, y luego llega un momento en que el puntillo que da el alcohol junto con la creatividad puede dar lugar a buenas situaciones, el problema es que se sigue bebiendo, y surge el lado oscuro de la persona, entonces lo mejor es ponerse lejos de su radio de acción. Hace poco lo dijo Nuria Espert respecto de un dramaturgo que fue amigo suyo toda la vida, cuando surgía el monstruo que tenía dentro ella procuraba no estar allí. Pues lo mismo pasaba con Spencer Tracy y Katherine Hepburn ,pero ella se quedaba hasta el final.
Después de rodar Historias de Filadelfia, la actriz le pegó un corte de manga a ese que dijo que era veneno para la taquilla, los estudios se pusieron a sus pies. Así que como pudo elegir director, impuso al que por entonces era su amante, George Steven, futuro director de Gigante ,pero lo más importante es que pudo escoger la historia, o sea el guión, y no se lo pensó dos veces, se decantó por un argumento que había sido escrito a su medida. Durante el verano de 1941 Garson Kanin había escrito una historia llamada The Thing about women inspirado en Dorothy Thomson, la primera gran periodista americana, muy admirada sobre todo por el repaso que le pegaba desde su columna a Hitler y al nazismo. Por supuesto otra condición que había puesto Katherine, era poder también elegir a su compañero de reparto, éste iba a ser uno de los actores que más admiraba: Spencer Tracy, al que había visto 52 veces en Capitanes intrépidos, aquella película de marinos donde al final precisamente el personaje interpretado por el actor muere (qué bien, os he contado como termina la película). Después de que Manckiewicz los presentara, ella le comentó a parte al futuro director: “¿No es un poco bajo para mi?” “No te preocupes ,querida -le contestó él- ya se encargara de recortarte para que te pongas a su medida”.
Cuando se empezó a rodar The woman of the year (1942), que fue el título final de la película, Kahterine Hepburn estaba liada con George Steven, como he dicho antes, pero sin mucha pasión, no solo se había guiado por sus apetitos a la hora de recomendar al director, lo admiraba terriblemente, pero intuía que solamente sentía eso, admiración, nada más. Pero el desmoronamiento de la relación de la actriz con el director no era la única confrontación que se preveía en el rodaje. Lejos de lo que luego pasó, se veían venir encontronazos profesionales entre los dos actores principales. Hepburn y Tracy tenían distinta forma de enfocar la interpretación. Ella era partidaria del ensayo continuo y de estar buscando permanentemente la innovación, quería rodar muchas tomas de una misma escena, él en cambio era partidario de la improvisación y creía que cada nueva repetición hacía que se perdiera fuerza. En los ratos libres mientras ella estudiaba el guión una y otra vez, el se dedicaba a partir nueces (o beber) confiado en que la escena le saldría de forma instintiva. Y paradójicamente en la primera escena que ambos rodaron juntos a ella le tocó improvisar y a él, hacer el papel. Estaban en un decorado que era la réplica del Herald Tribune de Nueva York. En medio de la toma a ella se le cayó un vaso, instintivamente él le dio un pañuelo, ella empezó a limpiar, y el director no dejaba de rodar, Hepburn siguió limpiando como si tal cosa y fue Spencer el que se cargó la escena porque le dio por reír.catering hearburg 1
En los siguientes días el trato entre ambos fue amable pero glaciar, antes del rodaje Tracy había intentado tontear con ella, como hacía siempre con todas sus compañeras de reparto. Pero luego cambió, la verdad es que a los actores y a las actrices les debe ocurrir cosas rarísimas durante los rodajes y tiene que llegar momentos en los que aspectos de la persona que interpretan se meten en su carácter y viceversa. Spencer cambió y se convirtió en su personaje y estaba cabreado siempre. Exteriormente eso es lo que parecía, pero había que acercarse con un microscopio, a nivel de rodaje, para ver lo que estaba pasando, y es que todo el equipo se estaba dando cuenta de que las dos estrellas se estaban enamorando: Katherine Hepburn estaba hiperactiva y Spencer Tracy estallaba sin razón. A simple vista no parecía nada de eso, él se refería a la actriz como “La bajita” (supongo que se enteró del comentario que ella le hizo a Manckiewicz) ,pero también la llamaba “esa tipa”. Hasta que un buen día, los dos aparecieron como si hubieran firmado una tregua y por supuesto totalmente enamorados. Algo así estamos hartos de verlo todos los días, y es que la gente muchas veces tenemos un modo de evitarnos que se parece a la búsqueda y una forma de odiarnos que oculta la atracción.

Pequeños relatos de una soñadora

Hola pequeño diario compartido. Imagino que poca gente lee mis palabras y, aunque esto de los blogs se ha concevido para compartir ideas y pensamientos, me quedo más tranquila al pensar que sólo lo comparto con mi ordenador. Soy una escritora frustrada. Sí, lo admito. Tengo miedo al fracaso y, aunque llevo escribiendo desde los 8 años, aun no he sido capaz de llevar ningún texto a editorial alguna.Escritora amater Tengo un montón de ideas, de esbozos, de novelas (me rimaba, k bonito!), pero no soy capaz de que una parsona, al margen de mis amigos y familia, lea mis folios. En ocasiones tampoco a mi familia les dejo ver mis historias, porque..son mi familia..
La verdad es que adoro a mi familia, pero tengo una vena artística que nadie comprende. Familia eminentemente científica no alcanza a comprender por qué me gusta el teatro, escribir novelas y recitar poesía. (A veces yo tampoco). No encuentro lo que busco y me estoy cansando de buscar. Dicen que cuando dejas de buscar encuentras, pero ni con esas (me vuelve a rimar, guau!). Así que escribo, me dejo llevar por el teclado y mis pensamientos corren por la pantalla cual tinta en times new roman. (me gustó esa frase). Dejo de buscar? sigo buscando pesquisas que me lleven a ti? o ya te he encontrado y no quiero reconocerlo? no se, le preguntaría al corazón, pero carezco de él…

Placeres

 

Hoy he vuelto a mi ritual matutino. Me encanta saborear el café y acariciarlo con tintes de tabaco..es un placer como quedan pocos.
Otro de mis placeres cotidianos es llegar a casa y ver que mis noticias se han publicado en algún medio, me recorre una sensación de orgullo y de trabajo bien hecho que es casi indefinible.
Después..la cena y la sensación placentera de que he comido sano y que una onza de chocolate es el mejor placer que puedo llevarme a la boca después de un duro día de trabajo.
Pero..supongo que otros placeres, los de la carne, también estaría bien llevarlos a la boca, o al menos a la cama. Sin embargo, reservo fuerzas para regalar mis mejores ganas y espero, pacientemente, que mi teléfono suene y no sea yo la que provoque el encuentro.
Llegará el viernes, y con él las ganas, por no decir las llamadas. Y con ellas la desgana y el placer de decir que no a un placer en fin de semana. No me gusta planear los placeres, de hecho creo que el placer llega cuando algo te gusta y no ha sido planeado.
Hay algunos dioses que procuran placer y no me refiero a ritos de antaño, ni a fórmulas ancestrales. Más bien a placeres contemporáneos, como la palmadita en la espalda de un jefe, que tu sobrino aprenda algo que le has enseñado o que tu ex te llame. O que ese dios de la carne te considere su diosa de la carne.
Mis placeres son más bien habituales, mundanos incluso. Pero son mis placeres.

Soñar despierto

Hace tiempo que no recuerdo lo que sueño. Quizás porque ya no tenga sueños o simplemente porque me haya cansado de vivir una vida perfecta que se diluye conforme avanza la mañana.
El móvil me despierta, (qué pena que cada vez sean menos los despertadores los que te conecten con la realidad), y me invita a descubrir que no tengo llamadas en toda la noche. Sin embargo, llega el viernes y mi móvil arde, llamadas insustanciales e insulsas que me ofrecen una copa en un bar, una película en una casa y algunos más eufemismos.
Me miro ante el espejo y me ducho. Siento que pierdo litros de suciedad y me enfrento de nuevo al espejo. Mi color moreno se ha diluido y solo queda una tez blancuzca que me recuerda que estoy inmersa, de nuevo, en la rutina de la semana laboral.
Me tomo un café frente al ordenador y enciendo un cigarro. Es uno de los mejores momentos del día.
Me visto, me arreglo y me asomo a la vida. Lelego al metro y empiezo a soñar…

no me bailas el agua pero quiero dejar de ser un mar de dudas
Supongo que me gustas porque no me bailas el agua. Por que eres el único al que no he podido tener y supongo que por eso eres el único al que he podido querer.
Pero me pongo a pensar y no sé el motivo por el que te quise o por el que creo que aún te quiero. No me diste ni la mitad de lo que me han dado otros y, sin embargo, tengo la impresión de que me diste un mundo.
A pesar de que has vuelto a aparecer en mi vida, me siento más fuerte para no echarte de menos. Mañana lunes va a ser un nuevo día, me voy a proponer olvidarme de tí. Por primera vez en dos años voy a, al menos, a intentarlo. Voy a dejar de comparar a todo hombre que conozca a tí, a tus besos, a tu cuerpo, a esa idea de futuro que me hacía a tu lado.
Mañana, como si de un 2 de enero se tratase, empiezo Pilates. El traumatólogo me ha dicho que para que no me duela la espalda he de hacer este nuevo y relajante ejercicio, que además de fortalecer, relaja. Así que esta buena combinación también puede que me ayude, que me haga fuerte para olvidarte y que me relaje para dejar de pensar en lo que pudo haber sido.
no me bailas el agua pero quiero dejar de ser un mar de dudas..

¿Crisis? …dónde están mis zapatos

Creo que este título no tiene mucha lógica pero me encanta la sintonía que conforman estas dos expresiones si las uno. Quizás precisamente porque carezca de sentido me guste especialmente, al igual que me sucede con el resto de cosas.
Lo que no tiene sentido es que después de una semana comiéndome la cabeza, intentando descifrar el por qué de mi actitud y la razón de mis razones, apareces. Pero..aunque causas recuerdos bonitos y que me hacen recordar que, en un momento los comentarios que hacía sobre tus besos duraban horas, y ahora un beso dura..lo que dura un beso, también recuerdo que me duele saber que jamás estaré contigo. No se dónde están mis zapatos. Busco y busco pero, tras buscar bajo la cama y en el armario de los zapatos (lugares obvios), he intentado encontrarlos hasta en la nevera. Obviamente, sin fortuna. Sigo descalza a la espera de encontrarlos y mientras pienso en tí, en lo feliz que era a tu lado y en que has sido la única persona con la que he tenido claro que quería estar.
Si la Bruni habla de sus 30 amantes (imagino que habrá tenido más), yo tampoco me quejo de utilizar las noches para el placer y las mañanas para compartir un café y en huir en taxi a casa. Sin embargo, aunque me encanta esa vida, en la que me siento ‘dueña, ama y señora’, solamente si pienso en ti, tengo por seguro que me alejaria del placer de la carne y del deseo de llenar cada fin de semana la agenda de mi teléfono de hombres y de escribir sus nombres seguidos del bar en el que los conozco.
Tú convertiste los lunes en un espacio para el recuerdo e hiciste de algunas películas, escenas de la película de mi vida. Convertiste las cañas en el deseo de cada jueves y contigo un beso me bastaba.
Acaso yo también, embebida de la situación económica internacional, ¿esté en crisis?

Quizás si tenga corazón, solo esté roto

Un sabio amigo me dijo que si me ilusionaba con las pequeñas cosas (no haciendo alusión a miembros viriles) es que tenía corazón, que quizás no me funcionase porque alguien me lo hubiese roto.
Y..debido a una fortuita aparición, creo que su teoría es tan válida como cierta.
Hace dos días, ante mí apareció una de esas personas que, aunque no sabes por qué, te completan, con quien te imaginas despertar los sábados y también los martes (los martes…), con quien te imaginas ir a bodas y presentar a tus padres. (Aquí toca un pero)
Peeeero..apareció acompañado, y yo tristemente, también, solo que de la soledad. El recuerdo fue tal que empecé a temblar y mis manos comenzaron a sudar. Soy una persona bastante fría, se guardar la compostura y díficilmente me ilusiono con alguien. (otro pero) Pero..con él es diferente.
Quizás él me rompiese el corazón y solamente quedándose en él o bien desapareciendo de una vez, lograría que volviese a funcionar.
PUM, PUM no hay sístole sin diástole, y no hay amor sin desamor, supongo..
¿Nací sin corazón?

Últimamente le doy vueltas a la cabeza para intentar descifrar qué es lo que me ocurre, para saber cual es la tara que, al tiempo que me hace única, me hace un deshecho que solo sirve para recordar.
Tengo una teoría y he llegado a la conclusión de que en el momento de la repartición de dones y defectos, de ojos, manos y boca..se acabó la ración de corazón cuando me llegó el turno, así que..me otorgaron más dosis de sentido del humor y de fuerza para soportar el dolor y no me dieron corazón, solo una válvula que genera, mecánicamente, sístoles y diástoles.
No encuentro otra razón más lógica que me haga tachar a quien conozco, criticando su forma de vestir, de pensar, de hablar, de besar..y, en el caso de que me encante..da igual. Hago todo lo posible para apartarme de mi lado, aunque me encante.
Al fin y al cabo sólo me quedan recuerdos, pensamientos de lo que pudo haber sido..de creer, por unos minutos que ese, aquel al que rechacé igual podía haber sido el amor de mi vida..pero..no me gustó que dijese ‘vistes’ en lugar de ‘viste’ y me alejé de él…o quizás aquel otro..que llevaba unas arnette..

El robo más grande jamas contado

Apodado El Santo en la película (Antonio Resines) es un ladrón de pacotilla que está arto de entrar y salir de la carcel siendo un ladrón de poca monta, se muere de ganas por dar un golpe que le haga famoso. Lucia que es su esposa y es stripper de forma ocasional (Neus Asensi) espera la salida de su marido de la carcel pensando que golpe pueden dar que les saque de pobres y les depare una vida llena de glamoor y lujo.Cuando el Santo se salta la libertad condicional y es de nuevo trasladado a la prisión en la furgoneta en la que es trasladado conoce a los que a partir de ahora serán sus nuevos compinches estos son Zorba, El Greco (Manuel Manquiña) es un personaje que está loco en el que su única obsesión son la pintura y la religión, Pinito (Javier Aller) un cerrajero de madrid que no se sabe muy bien si es un genio o un loco y está traumatizado por una visión dantesca. Windows (Jaime Barnatán) un joven hacher esperto en ordenadores y programas informáticos, capaz de provocar todo tipo de cortes de luz a su antojo en toda la ciudad.
El robo más grande jamas contadoEl Zorba se da cuenta de que el Santo tiene una mancha de nacimiento en la espalda. A partir de entonces ambos experimentarán una revelación que les hará darse cuenta de que deben cometer el gran robo de la historia del arte moderno, que les hará pasar a la historia, tras una serie de encontronazos carcelarios Pinito y Windows se unen al Santo para empezar a planear lo que será el robo más grande jamas contado. Ya en la calle los componentes de la banda junto con Lucia la mujer de el Santo comezarán a urdir su plan de atraco con información suministrada proporcionada por un personaje misterioso que se hace llamar Garganta profunda (Sancho Gracia) Comienza enton-ces el laborioso período de entrenamiento. Por fin, se fijan el lugar y la fecha del robo: Museo de Arte Contemporáneo Reina Sofía, 30 de julio de 1977. Todo está listo para cambiar el rumbo de la His-toria. Comienza entonces el laborioso periodo de entrenamiento y se fija el plan a seguir para poder realizar el robo, el plan es algo tan descabellado como robar nada más y nada menos que el Gernica de Picaso del Museo Reina Sofía de Madrid y la fecha acordada para tal evento es fijada para el 30 de julio de 1977, todo está listo para cambiar el rumbo de la historia.

Puntos de vista de un melancólico

Contaba el gran dibujante español Josep Maria Beá que, siendo niño, visitó el estudio de otro gran creador Boixcar, el autor de Hazañas Bélicas.hazañas bélicas El hombre, admirado por el chiquillo, le fue mostrando todo su trabajo hasta que llegó a la obra que estaba ultimando. En ese instante el maestro se tuvo que usentar y dejó al pequeño Beá frente a la última creación. Sin dudar, cogió la pluma e hizo un pequeño punto en la págica que Boixcar estaba haciendo en aquel momento y ahí quedó todo. Pasó el tiempo, aunque no mucho, y aquel álbum se editó. Por aquellos días, Beá no tuvo más que una obsesión, saber si se había editado aquel punto, “su punto”. Abría el comic por la página cuya elaboración aquella tarde había presenciado y allí estaba, situado en una esquina, pasando desapercibido a los ojos de correctores, editores, tipógrafos y todo aquel que de alguna u otra manera hubiera revisado aquel trabajo: su punto. Beá compró la revista en distintos lugares de la ciudad, e inequívocamente estaba allí, para siempre, perenne frente a las nuevas generaciones, para la eternidad.
Para mi este blog siempre ha sido “mi punto”. Un punto en todos los sentidos. Uno ha visto abandonar muchos blog, muchos de los vínculos que aparecen en el apartado de enlaces o amigos son ya cadáveres. El abandono de un blog en Internet, es como dejar un barco a la deriva en un enorme océano, un buque fantasma, donde se detuvo el tiempo, donde el recorrido por sus camarotes es una metáfora de comentarios, post de reflexiones e instantes de una vida que quedan congelados. Una nave que vaga hasta que alguien que busca en Internet lo activa de nuevo: las máquinas se encienden, las luces brotan y todo se reanuda donde quedó. Si a caso alguien comenta algo, se une a la fiesta y al irse, todo se desconecta, el buque continúa su travesía aciaga a la espera de que alguien le de un nuevo giro al timón. Creo que siempre he tenido en mente esa imágen del barco y hablar de algo actual, de ayer, de siempre como es el cine, haría que estas voces sonara siempre, hablar de cine, era para mí como poner el piloto automático. Pero en el fondo contar algo que a uno le gusta y más si es un arte, es hablar de uno mismo.
Pero lejos de metáforas, lejos de ilusiones, la realidad es que hay lugares donde sólo somos palabras, pero también lugares comunes donde se lucha porque nuestra vida permanezca narrada.  Era un referente de ideas y reflexiones, intentar contar las cosas como a mí me gustaba leerlas, pero me encolerizaba en muchas ocasiones cuando veía la carencia de sentimientos propios, de vivencias. “Le falta alma”, le ponía mentalmente como epitafio, casi antes de irme a Irlanda, en una autocrítica a este edificio de palabras que, si alguna vez tuvo entidad propia, siempre le va a perseguir. Pero en aquel país ocurrió algo curioso. Aunque vivía intensamente, siendo una esponja de nueva experiencias, aunque como siempre, existía al margen del blog, repasarlo de vez en cuando, era un ancla, un referente de lo que había sido mi vida durante un tiempo.
Tenemos relaciones extrañas con lo que escribimos,ultimo tango en paris son parte de las reglas, del hecho de escribir, poner algo de uno mismo, aunque se narren vidas que no te pertenecen. Así cuando hablaba de la tristeza de Kurosawa, cuando intentaba sacar de las entrañas lo que para mí había sido ver aquella película llamada Vivir, también quería intentar transmitir el mensaje de ir más hallá de lo cotidiano, de un día a día que me ahogaba. Cuando hablaba de la soledad en el Último tango en París, ahondaba en el mensaje de la dificultad que era transmitir la soledad. Mi vida, tanto como lugar físico ,como estado de ánimo, distinta a la de ahora, estaba al lado mientras escribía aquellas palabras. Esos artículos hablaban de películas, si, pero si los escribiera ahora, lo haría de otra forma, con otro diferente estado de ánimo, destacando otros aspectos, resaltando otras ideas. Así, desde aquella Irlanda, que dejo que pase el tiempo para verla con perspectiva, iba repasando lo que había sido mi vida aquellos últimos dos años.

Donde estudiar para que tu futuro sea el mundo audiovisual

Si deseas que tus estudios estén enfocados en el mundo de lo audiovisual en este artículo te informaremos sobre los cliclos formativos de grado medio o grado superior que puedes estudiar en la rama de la imagen y el sonido. La oferta formativa a la que puedes acceder dentro de la rama de imagen y sonido es bastante amplia y novedosa, además las acciones formativas cuentan con numerosas actividades prácticas que te permiten realizar tu ciclo adquiriendo gran experiencia práctica, este es un dato muy importante teniendo en cuenta la delicada situación que actualmente pasa nuestro mercado de trabajo.estudio audiovisuales 1Puedes formarte como técnico de cámara, de iluminación de laboratorio de imagen, de montaje o de tratamiento de imágenes o de producción, es importante que te informes bien ya que factores como la edad, la formación o la experiencia que tengas serán decisivos para poder optar a un cliclo de grado medio o superior de todas formas en este enlace podrás informarte mejor de como hacerlo.

¿En que me formo?

Es importante que elijas acertadamente que quieres estudiar para ello deberás de seleccionar el centro si será público o privado, es incluso opcional si quieres estudiar de forma gratuita, también puedes a través de los cursos inem. Hay novedades entorno al estudio de las audiovisuales como el Título Superior de Animaciones 3D, juegos y entornos interactivos, estos títulos te permitirán trabajar como grafista digital, generar espacios virtuales o desarrollar aplicaciones y productos multimedia. Otros títulos importantes son el de Técnico Superior en iluminación, captación y tratamiento de imágenes, con ellos podrás trabajar de cámara, fotógrafo o de reportero gráfico. Para poder trabajar de técnico de cámara de video, televisión, cine o captación y tratamiento de imágenes para ello debes de obtener el título de Técnico Superior en imagen. También para trabajar encargándote de organizar, supervisar y gestionar la producción de programas audiovisuales para ello debes de estudiar Producción de Audiovisuales y espectáculos o también el de  Producción de Audiovisuales, Radio y espectáculos sin embargo para la coordinación de este tipo de enventos lo que deberías de estudiar es Realización de Proyectos Audiovisuales y Espectáculos’. Realización de Audiovisuales y Espectáculos.estudio audiovisuales 2 Para la especialización en la rama del sonido lo que debes de estudiar es Técnico Superior en Sonido’ y ‘Técnico Superior en Sonido para Audiovisuales y Espectáculos’ con el primer título podrás dedicarte a ser técnico de televisión ,radio o de sonido en radio con el segundo podrás formarte en ser montador, editor, mezclador y masterizador de sonido. En el área de los ciclos medios podrás formarte como  Técnico en Video Disc-Jockey y Sonido con este título podrás trabajar en el área de sonido desempleñando trabajos relacionados con montaje y sonido de cine o retocando imágenes o fotografías, también existe la opción sacarse el título de Técnico en Laboratorio de Imagen que desempeña sus funciones en el ámbito de la fotografía digital. Cuando decidas que es lo que quieres estudiar tendrás que buscar donde estudiarlo para ello podrás eleguir entre los distintos centros educativos destinados a tales estudios en tu comunidad autónoma.

Whisky

Acababa de terminar Whisky , y tenía delante de mí un papel en el que tenía que señalar preferencias dentro de un elenco realmente bueno: Entre copas (Sideways, 2004), Vidas Rebeldes (The Misfits, 1961) o Primavera, verano, otoño, invierno y…primavera (Bom, Yeoreum, Gaeul, Gyeowool, Geuring, Bom,2004) que me acuerde. ¿Por qué Whiky?, si al final salí con una depresión de caballo, maldita sea. Una película que te pone delante todas las miserias de la vida, que me tiraba a la cara un hecho del que trato de huir: que la realidad, la usual cotidianidad, esconde dentro de sus mecanismos repetitivos un horror, lo miserable que puede ser nuestra vida. No, esto es un plato que Woody Allen a menudo me hace digestivo.whysky Pero esta vez, me lo estaban poniendo delante de mis narices dos cineastas casi noveles en estado de gracia. Sin efectos, sin hacer ni un solo movimiento de cámara, algo que me diera un respiro por tanta mísera cotidianidad que me ahogaba. Denostaba una y mil veces ese “¡Dios salve a los trípodes!” que con orgullo proclamaban los dos genios creadores de esta obra, Juan Pablo Revella y Pablo Stoll.
Cuenta Buñuel en sus memorias que cuando estaba montando El ángel exterminador (1962), su ayudante le llamó la atención: “Don Luís, esta escena ya está montada”. El cineasta aragonés sonrío y dejó la cosa tal cual estaban, y si uno se fija bien en la película, ve escenas que se repiten una y otra vez, como un acto surrealista, recalcando lo absurdo y lo obsesivo de los actos repetitivos. Lo triste es que si alguien pusiera una cámara en nuestras vidas, e hiciera un montaje, también alguien lo haría notar: “Oiga, aquí escenas que se repiten”. Todo eso y más me lo estaba reprochando aquella película y encima tenían la desfachatez de incluirla en aquella lista. Lo peor es que me había gustado. Disfruté con toda aquella pornografía de realidad sórdida, que mostraba obscenamente la historia miserable de aquellos tres personajes pequeños.
Ni Rebella ni Stoll eran cinéfilos, sino unos lectores compulsivos de comic. Pero ya se sabe que en todo dibujante hay un director de cine y solapadamente en todo encuadre de cámara hay una viñeta. Ya dijo Hugo Pratt , que el Comic es el cine de los pobres, aquel al que el hermano rico, recurre en forma de story board cuando quiere poner orden en las imágenes. Los dos directores uruguayos no habían puesto los pies en un plató de cine hasta que rodaron su primera película 25 Watts. Antes que las obsesiones y las aficiones, hay que contar la vida, y es raro la ópera prima que se escapa de ello: durante 24 horas se da cuenta de la existencia de Javi, Leche y Seba, tres jóvenes del Montevideo actual, que a punto de abandonar el bachillerato, esperan si saber qué.

No es fácil narrar la rutina, las relaciones simbióticas pero frías de cada día, nuestras dependencias, nuestros hábitos. El cine de hoy avanza cada día más en crear más efectos, en pone piedras sobre torres, en definitiva, riza el rizo cuando se trata de narrar vidas trepidantes o aventureras. Todavía queda mucho camino, y no abunda, inventar esquemas narrativos que nos lleguen, que lo que sugieran (bueno o malo) sea más de lo que dicen, que se peguen a nuestra piel, que nos hagan daño por pura identificación, que lo narrado sean dos manos que salgan de la pantalla para zarandearnos el alma, y nos la dejen todavía vibrando cuando salgan las letras.

Llegar a ello se puede hacer por muchos caminos, a cual más inverosímil. Los directores de Whisky encontraron la fórmula, la estructura para narrar este triángulo amoroso y decadente en un cómic clásico: Jimmy Corrigan, el niño más listo de la clase. Su autor, Chris Ware revolucionó la historieta americana y por ende la mundial con su publicación en 1993. Temáticas complejas como la soledad, la alienación, la pérdida de humanidad, tan difíciles de transmitir en un mundo tan ecléctico como el del cómic, donde se debe de luchar con tantos y ,en apariencia, tan buenos competidores, eran tratadas con un lenguaje personal y distinto, como nunca se había hecho hasta entonces. No, Whisky no era una película sencilla, aunque en apariencia lo pareciese, pero eso no significaba que no fuera fácil de identificar.
Ví Whisky después, unas cuantas veces, la última poco antes de la muerte de Juan Pablo Revella, casi dos años después de su éxito. Lo encontró Stoll delante de un teclado y con un revolver en la mano. Invitablemente los dramas tienen muchas escenas, pero la tragedia solo una, no es cosa para pensar y sentirlo así, pero es lo único que queda, cuando la realidad, cruel e inexplicable, invade la frontera de la ficción.
¿Whisky, por qué has puesto Whisky, si conozco pocas personas más vitalista que tu, si esa película es deprimente?”. “Ser vitalista no está reñido con ver la vida como es. Simplemente es cuestión de darle la vuelta”.

Quizás el impulso vital de aquella película fuera ese, pensé con mi lista en mano, pero por si acaso señalé Entre copas, que uno tiene sus épocas, y a veces gusta que la vitalidad te la den mascada. Mientras, se desarrollaba una escena que hubiera hecho las delicias de Rebella: una madre le hacía preguntas a un chiquillo de casi un año y se contestaba a sí misma. “¿Qué quiere Javier?” “Quiero un poco de manzana” se respondía la madre y volvía al ataque “¿Qué vamos a hacer?” “Voy a andar un poquito”. Javier odiaba su alienación y balbuceaba.

El último día de Marilyn

Como dirían en American Beauty el último día de su vida, Marilyn se levantó temprano, aunque quizás no había dormido. Su ama de llaves la encontró a las ocho de la mañana con el batín de ducha metiéndose un vaso de ponche con dos huevos y leche caliente. marilim 2   Dijo que estuvo bromeando y hablaba sobre las alfombras y muebles que había comprado para su casa nueva y que tenían que traer desde Mexico y es que la casa donde murió Marilyn fue la única de la que fue propietaria. Entorno a las siete de la tarde una de las dos líneas de teléfono que Marilyn había instalado sonó, se trataba de Peter Lawford. Esta llamada no le hizo ni puta gracia a la actriz, Lawford la invitaba a una cena con comida china, probablemente aquella cita tendría que ver con algún encuentro clandestino con Robert Kennedy, aquel que pasaba de ella y de sus llamadas, Marilyn dijo como tantas y tantaspersonas cabreadas y que no sabe librarse de algo que la esta haciendo polvo que se lo pensaría. Lawford volvió a llamar, pero el teléfono estaba descolgado. La llamada la había desquiciado. Es entonces cuando Marilyn empezó su ritual de drogas, porque vamos a dejarnos de rollos conspirativos, al final de sus días la actriz se administraba somníferos en dosis tales que podían matar a cualquier persona. Quien tome este tipo de medicamentos sabe que existe lo que se llama el efecto rebote, cada vez necesitas mas y mas y te hacen menos efecto. Entre las 7 y las diez de la noche, quizás saliera a andar por la playa, posteriormente algunas personas dijeron que la vieron tambalearse y decir cosas incoherentes, pero vamos eso se dice siempre, cuando Elvis murió apareció un montón de gente que lo vieron hacer tal o cual cosa las últimas horas de su vida.
En ese tiempo, según su ama de llaves, hizo varias llamadas de las que se traduce que estaba de buen humor: Habló con Joe DiMaggio sobre una chica con la que el jugador de baseball había roto y que no le gustaba a la actriz. Sobre la relación DiMaggio-Marilyn ,antes de que ella muriera, se ha especulado muchísimo, se decía que se iban a casar de nuevo, y que iba a tener un hijo suyo.marilim 3 Contrariamente a lo que pudiera parecer, Marilyn mantuvo una discreción absoluta en todas sus relaciones.Mucho de lo que se lee sobre sus líos son especulaciones, con toda probabilidad ciertas, pero que ella jamás refutó, nunca hizo público nada que no fueran las relaciones que terminaron en matrimonio y siempre que pudo se ocultó y llevó sus asuntos amorosos de la forma más clandestina posible. Si se saben muchos de sus amores, es porque era, eso sí, bastante indiscreta con la gente quefue ,o creía, de su confianza, ésto a su vez, posteriormente cantaron por soleares sobre su vida después de muerta. Pero al final de sus días no se sabía con quien estaba: Los Kennedy entraban y salían, Sinatra, Lawford, DiMaggio, una maraña de relaciones ,si es que son ciertas, que no contribuyeron a su estabilidad. Después de su ex marido, Marilyn habló con Henry Ro-Senfeid con el que hizo planes para una fiesta, luego llamó a su peluquero Sydney Guilaroff y a Jeanne Carmen. Terminadas todas la llamadas le pidió a Eunice Murray que se quedara con ella y le hiciera compañía, y así fue hasta las diez, a esa hora cogió el teléfono y se metió en su habitación que cerró con llave, nadie la volvería a ver con vida. A Eunice no le extrañó nada, era costumbre de Marilyn meterse en su pieza y si no se dormía se dedicaba a llamar a sus amigos, la ama de llaves pensó que se iba a repetir el ritual de llamadas cuando vio que detrás de la puerta se veía luz, así que se acostó. Lo que pasó dentro de esa habitación es, lo peor que en muchas ocasiones puede ocurrir: quedarte solo con tus pensamientos. Ni los tres matones de la Mafia, ni Robert Kennedy creo que se molestaran esa noche en venir. Sino todo el follón y el caos de su vida, desde su infancia hasta sus últimos días, que de una forma muy sutil atormentaron a Marilyn.marilim 4
Una vez oí por ahí unas declaraciones de Ernesto Sábato, ese escritor de libros inquietantes, que cuando era joven tuvo la intención de suicidarse varias veces y que sólo le detuvo el pensar en la pena que le causaría a sus seres queridos. Creo que entre los pensamientos racionales que pueda tener cualquier persona dispuesta a sumirse por su propia mano en el sueño eterno, ese que he comentado antes, será uno de los más importantes. Y qué ser querido tenía Marilyn al que su muerte le diera pena: ¿Su madre enajenada en un hospital psiquiátrico?, ¿Su padre al que nunca conoció?,¿Sus hermanos que nunca tuvo?, ¿Sus padrastros y madrastras que nunca le permitieron llamarles padre y madre?,¿Sus hijos que no pasaron de ser abortos?, ¿Las sucesivas tandas de tíos con los que se acostó a lo largo de su vida y que fueron legiones después de ella muerta?, a propósito del tema, ¿Se entristecieron los Kennedy?…de todas forma tuvieron poco tiempo para sentir pena, pronto se iban a reunir con ella, o no, quien sabe. Primero murió John, un año después de Marilyn ,como es archiconocido, victima (perdonen que me ría) de los increíblemente certeros tiros de Lee Harvey Oswald, Robert le siguió en 1968 a manos de un jordano de origen israelí y precisamente en los Ángeles, cuando iba como candidato seguro a la presidencia por el partido Demócrata y con grandes posibilidades de llegar a la Casa Blanca.

Como dijo en aquella entrevista famosa, la noche de su muerte, Marilyn, durmió desnuda, era su costumbre y además hacía calor. Se sabe que hizo unas cuantas llamadas más antes de morir, de hecho murió con el teléfono en la mano y boca a bajo. Se ha especulado muchísimo sobre quien pudo ser el destinatario de ese último aliento. Se dice que pudo ser DiMaggio, o el guionista mexicano con el que la actriz salía llamado José Bolaños. Pero el candidato que más puntos tiene es Peter Lawford, se ha apurado tanto con la estimaciones que se sabe incluso lo que le dijo: “Dile adiós al presidente y a ti mismo porque eres un buen tipo”. Otras versiones dicen que Lawford ni siquiera se molestó en contestar (sería muy tarde, aunque el cuñadísimo del presidente estaría acostumbrado a llamadas a deshora). Y es que no se sabe a quien pudo llamar porque el registro de llamadas telefónicas de Marilyn desapareció. Era de dominio público, que la actriz llamaba al presidente a la Casa Blanca bajo el seudónimo de Nancy Green y también al fiscal general, una lista que se hiciera pública y que pusiera de manifiesto la asiduidad con que lo hacía, mirándolo de forma objetiva, era un escándalo que pondría al descubierto que tanto el presidente como el fiscal general eran unos adúlteros de mucho cuidado, así que no me extraña que la CIA, o Hoover se hicieran cargo, tanto para encubrirlos como para utilizarlo contra ellos si era preciso.
Bueno pues llegados a este punto, tengo que deciros que todo lo que os he dicho sobre la muerte de la actriz puede ser mentira, o por lo menos no lo se si es así. Ha llegado un momento que he tenido que dejar de leer libros sobre Marylin, porque cada uno da una versión de los hechos. Es increíble como de algo que ha pasado hace casi cuarenta años haya semejante nebulosa. Por ejemplo ,de lo que hizo Marylin el último día, hay muchísimas versiones: para empezar he leído por ahí que desayunó temprano, pero no sola sino con su amiga y secretaria Pat Newcomb. Por otro lado es imposible que se tomara un ponche, porque según otras versiones, entre ellas la de su ama de llaves Eunice,no probó bocado aquel día.marilim 1 Tampoco pudo pasear por la playa, porque según leí en otro lugar apenas quiso salir al jardín cuando Greenson (su psiquiatra, que apareció por allí) le recomendó que se diera un paseo. En otras fuentes se echan las manos a la cabeza porque el cuerpo de la actriz estuviera desnudo y encima de la cama, ya que esa noche hizo mucho frío…Y bueno, de las llamadas telefónicas de ese día ni os cuento, como el registro desapareció, solo se puede saber quien llamó a partir de las intuiciones de la gente que escuchó la conversación, o por los comentarios que les hizo Marylin después de cada llamada, así que las especulaciones llegan ya hasta el infinito.
En fin, después de haber leído tanto sobre Marilyn Monroe, para hablar de ella (sabía muchísimo menos de lo que me creía) .Cuando veo de pasada alguna de sus películas, me adhiero a la frase que de ella dijo Nathalie Wood, otra actriz que murió también en circunstancias un poco misteriosas: “Cuando ves a Marilyn en la pantalla deseas que las cosas le vayan bien, que sea feliz”. El director Billy Wilder que trabajó con ella y que siempre tiene un final cómico ,o sea que acaba bien, para todo, dice que los actores y actrices que hay enterrados junto a Marilyn celebran con ella una fiesta cada noche. Si me equivoco y no me convierto en polvo y todo no se acaba,a ver si consigo alguna invitación y puedo ir a alguna de ellas.

“Camino” de Javier Fesser

No consigo comprender como un arte como el cine en España tiene una academia tan nefasta, tan politizada y tan poco comprometida con la calidad. Año tras año veo circular distintas películas por estos premios, muchas de ellas pagadas por nosotros, con nuestros impuestos. Películas de peor y mejor calidad, de mayor o menor contenido en su mensaje, con más gracia o menos, pero lo de este año ha sido canallesco, una verdadera tomadura de pelo. “Camino” de Javier Fesser se alza como ganadora, por delante de “Los girasoles ciegos” de Jose Luis Cuerda, “Los crímenes de Oxford” de Álex de la Iglesia y “Solo quiero caminar” de Agustin Diaz Yanes. Cualquiera de las anteriores obras supera a “Camino”, tanto en guión como en respeto al espectador.camino
Camino es el nombre de una niña de once años que padeció una muerte por tumor cerebral siendo ejemplar su paciencia con el sufrimiento del dolor y al pertenecer a una comunidad cristiana, todo “Camino” es una falta de respeto al espectador, manipulándolo constantemente y contando una historia sólo con los trazos que a este pintor de brocha gorda le interesan. Se ridiculiza de una manera soez el pensamiento cristiano, optando por ofrecer su parte más oscurantista. Fesser caricaturiza a los personajes para su propio interés, muestra a un padre, no muy partícipe de la Iglesia, que apenas habla ni se queja durante el film. Una madre obsesionada por la religión, sin apenas mostrar amor por su hija y sólo hablando de Dios, para que de este modo el espectador rechace el pensamiento religioso y por si fuera poco se aprovecha de todo este montaje artificial para generar la lágrima fácil mediante sucesos que mejor no desvelar, pero que sucumben un insulto a la inteligencia de cualquiera que vea la obra.

El señor Fesser cree que somos tontos, ha sabido manipular la historia basada en hechos reales para su propio beneficio, considerándonos estúpidos y ajenos a cualquier reflexión. La hermana de Camino parece ser como el padre, un personaje plano, sin elección, que decide ser monja o algo por el estilo incitada por la madre, hecho que no se narra bien para generar más confusión y animadversión a la religión. Por Dios o por Tutatis, J. Fesser no nos insultes así. Si hablamos del resto de personajes que aparecen en este film, hasta las enfermeras, médicos o compañeros del colegio de Camino están ridicularizados y les sucumbe la estupidez supina, la falta de tacto y la carencia de amor. Las enfermeras parecen marujas de mercado y a los médicos se les nota que no son médicos, o son tan ineptos que no saben ni hacer una punción cervical o pronunciar bien “port-a-cath”.Parece ser que solo Camino da amor y Dios, claro, aunque el amor de este último se muestra de manera sarcástica. Fesser iguala a Mr. Peebles (un personaje fantástico de un cuento que lee Camino) con Dios, sin hacerlo explícitamente pero dotándole con las mismas palabras de omnisciencia. Si esto no es manipulación… Hasta familiares en la vida real de Camino se han quejado de la manipulación del guión y de como se cuentan cosas que han sido falsas a lo que Fesser responde que ha mezclado situaciones de otras niñas que también murieron. Y ya está, el tio se queda tan ancho, aunque muestre en pantalla que está basada en este caso y no en otros.

Si dejamos de hablar del guión tan maltrecho, perjudicial e irrespetuoso para fijarnos en los aspectos técnicos del film, el señor Fesser no consigue nada nuevo ni relevante, no se ultilizan planos que ayuden a sentir el dolor o el amor. La banda sonora no destaca en ningún momento. La edición no está mal, aunque tampoco tiene mayor relevancia o fuerza. En definitiva, estamos ante un film que considera al espectador una masa de pan informe que sólo sabe llorar, pero Fesser no es tonto sabe que no importa lo que moleste o lo que falte al respeto, importa su mensaje progre falso y el número de lágrimas que lanza el que la ve, como ya pasara con “Mar Adentro”. Y ahí lo tenemos con sus premios, un tipo que no sabe hacer cine ni conectar con el público por mucho que ponga cara de madurito interesante. El creador de “El milagro de P. Tinto” y “Mortadelo y Filemón” intenta hacer un drama dando su opinión sobre las cosas (para eso existe la libre expresión) sin importar la falta de respeto al sentido común. Aún así nuestra queridísima Academia lo premia, si es que nos merecemos todo lo que nos pasa.
Recomendable su visionado para ver la tendencia de nuestro querídisimo cine, el mismo por el que tantos nos lloran para que vayamos a verlos, que me esperen, pero que lo hagan sentados. Ahora lanzo yo una pregunta, ¿cómo podría decirle a los que subvencionan films con mi dinero que lo inviertan en otra cosa o en otro producto más plural? Así va el cine en nuestro querida piel de toro.
Lo mejor: las interpretaciones (aunque los padres parecen un poco mayores).
Lo peor: el resto.

“La ciencia del sueño” de Michel Gondry

Michel Gondry es uno de esos pocos virtuosos que sabe utilizar la tecnología multimedia existente hoy día para crear. Su máxima expresión hasta el momento se alcanza en “La science des reves”. “Olvídate de mí” (con un fantástico Jim Carrey) y “Human nature” son sus otros dos largometrajes que seducen desde el inicio, con bandas sonoras que en vez de acompañar son parte de la historia (muchos grupos de los que dirige videoclips aparecen en ellos, véase “The White Stripes”) e impactantes fotogramas que rezuman energía.La ciencia del sueño Su exquisito gusto por la imagen y su búsqueda de la perfección creativa lo convierten en genio y se perfila como un director adelantado a su tiempo. Su convicción y su fuerza audiovisual le han permitido dirigir films, videos musicales e incluso realizar publicidad. Nació en Versalles, Francia, y sí, tiene ese toque bohemio que tantos han intentado plasmar pero casi nadie ha conseguido ofrecer en el cine. Michel Gondry es un valor en alza, un “rara avis”.

Los personajes que desarrolla en sus guiones son siempre seres que se alejan de un modo u otro de los comportamientos alienados de la sociedad. En “La ciencia del sueño” el autor ofrece al espectador la posibilidad de asistir al proceso creativo de una manera directa, honesta y desenfadada, incluyendo la magnífica e inquina tarea de idear más que de acabar los proyectos creativos. Cualquiera que se haya visto seducido por las alas de la creatividad se habrá topado con ese fantasma de no acabar las ideas que en su génesis fueron tan deslumbrantes.
“La ciencia del sueño” narra la historia de un joven tímido que vive a mitad entre el sueño y la realidad y se traslada a Paris para iniciar un trabajo de “creativo”. En esta ciudad conocerá a su vecina que le incitará a entrar en las redes del amor.
Al contrario de su anterior película aquí se invita al espectador a jugar más que a reflexionar, aunque tampoco se descarta el utilizar un poco la materia gris.

No es una película apta para todos los públicos pues su visionado invita al espectador a participar en su juego, a entrar en su mundo de fantasía, cabalgando entre la realidad y lo onírico. Pero el “esfuerzo” vale la pena y se sitúa como una de las obras más innovadoras dentro del séptimo arte. La poesía visual y la anarquía de su inventiva, en contraposición del surrealismo, le otorgan esa magia de la que debe constar el cine. El film respira romanticismo, libertad y respeto, incitando al espectador a ser dueño de sí mismo y a no dejarse sorpender por guiones manidos o personajes puestos con calzador, como por desgracia pasa con la gran mayoría de obras cinematográficas hoy día.
Gondry entiende el cine como arte, y merece el mismo respeto que otros autores que usaron el celuloide para la reflexión, véase Wim Wenders, Ingmar Bergman… ya que se aparta de todos esos directores que crean para comer o vivir. Gondry crea cine al igual que un escritor necesita escribir, o un ser vivo respirar.
Altamente recomendable para aquellos espíritus que necesitan crear, idear o inventar.
Un grito a la belleza de la razón y las ideas. Una oda a los ojos. Magnífica.
Lo peor: verla tras una comida copiosa. Lo mejor: el resto.